hgs yükleme kent kart yükleme finansbank internet bankacılığı halkbank internet bankacılığı ziraat internet bankacılığı

Marcell Ozuna suma votos al Juego de Estrellas con cada swing

MIAMI — La producción ofensiva de Marcell Ozuna ha vuelto a ser la de un pelotero con el cartel de ‘All-Star’, y el toletero dominicano de los Marlins de Miami confía que la misma se mantendrá hasta el final.

Ozuna se derrumbó en la segunda mitad de la pasada temporada, luego de ser seleccionado para el Juego de Estrellas. El arranque de temporada del jardinero ha seguido la misma línea, ubicándose entre los mejores de la Liga Nacional con un promedio de .333, 17 jonrones, 47 impulsadas, 83 hits y un OPS de .983.

En los últimos 18 juegos, Ozuna ha bateado para .408 con seis jonrones, coincidiendo con la marcha 12-6 de los Marlins, que han reflotado su temporada tras un flojo inicio.

“Lo suyo ha sido portentoso”, subrayó admirado su compañero Christian Yelich. “No cabe duda alguna que es uno de los mejores jugadores del momento. A todo lo que le hace contacto es con una fuerza tremenda. Es por eso que hemos reaccionado”.

No es algo nuevo para los Marlins. Ozuna bateó para con 17 jonrones previo a la pausa del Juego de Estrellas el año pasado, pero luego se desmoronó al batear para solo .209 con seis jonrones en la segunda mitad.

Pero el manager Don Mattingly señaló que el pelotero de 26 años se encuentra en una mejor situación: más disciplinado y consistente a la hora de tomar los turnos, lo que evita que se exponga a prolongados baches ofensivos.

“Creo que dio otro paso”, mencionó Mattingly. “Una menor cantidad de turnos indolentes, de esos en los que empieza a dar unos hits, se pone exultante y empieza a hacerle swing a todo. Estoy viendo más turnos de calidad. Así es que consigues números que impresionan”.

La condición física de Ozuna pudo haber sido un factor en su declive en la segunda parte en 2016, y el dominicano no se cansa de atribuir a su inicio de la actual temporada a un rigoroso régimen de entrenamientos durante el invierno.

“Cuando te dedicas a un trabajo fuerte en el invierno, eso te hace sentir bien”, afirmó Ozuna.

El bateador derecho también ha demostrado ser capaz de conectar por todos los sectores, y así es como disfruta más su éxito. En el partido del miércoles contra Oakland, depositó una bola en la escultura de jonrones del Marlins Park, en el jardín central. El martes, disparó un cuadrangular que cayó en el segundo nivel del derecho.

“Solo buscar conectar fuerte y ver hasta dónde puede llegar”, dijo.

Ozuna no es el único toletero de Miami encendido con el madero. Giancarlo Stanton (17 jonrones) y Justin Bour (16) también mantienen un ritmo para temporadas de 40 cuadrangulares, algo impresionante al tomar en cuenta que el Marlins Park favorece a los pitchers.

Las espaciosas dimensiones no merman a Ozuna: batea para .389 en casa con un OPS de 1.187.

“Es importante cuando tienes a la familia presente”, dijo. “Y todos los fanáticos me adoran, así que trato de dar lo mejor de mí”.

Ozuna se desvive por ir a otro Juego de Estrellas, que se disputará por primera vez en Miami, el 11 de julio. Ozuna figura sexto en la votación popular de los jardineros, el mejor resultado entre los integrantes de los Marlins.

Y suma votos con cada swing. “Tengo que pelear por ese puesto y ganármelo”, indicó.

AP

comments powered by Disqus